lunes, 18 de abril de 2016

Cuidado con los huevos

Segunda vuelta: Cuidado con los huevos. 

De por qué Keiko no debe ser Presidente.


"El poder tiende a corromper
y el poder absoluto corrompe absolutamente"
Lord Acton


Nuestra democracia es tan frágil como una canasta de huevos.

Por eso es tan preocupante que Keiko Fujimori haya obtenido una mayoría absoluta en el futuro parlamento peruano. 71 de 130 congresistas.

Esta mayoría absoluta podrá aprobar cualquier ley que proponga.
Y cualquier ley que ellos rechacen, no se podrá aprobar.

Es decir, el fujimorismo ahora ya no necesita escuchar la opinión de nadie.

¿Cómo hacemos para que este desequilibrio funcione a favor de todos los peruanos y no en su contra?
Fácil, sólo se trata de no poner todos los huevos en la misma canasta.

El truco para mantener la democracia, es decir, para que las mayorías (transitorias) no aplasten a las minorías, es la separación de poderes.

Dice el artículo 43 de la Constitución que "La República del Perú es democrática.." precisamente porque su gobierno "se organiza según el principio de la separación de poderes".

Esta separación entre el Poder Ejecutivo (el Presidente), el Poder Legislativo (el Congreso) y el Poder Judicial, es la que garantiza la democracia en nuestro país. Y estas son nuestras 3 canastas, de delicados huevos, que hay que cuidar.

Si Keiko es elegida Presidenta, esta separación de poderes ya no existirá. ¿Quién entonces fiscalizará lo que haga y detendrá el abuso y la corrupción?

Queda el Poder Judicial dirán ustedes.
No es tan cierto. La máxima instancia del poder Judicial es el Tribunal Constitucional y adivinen quién elige a sus miembros: Sipi, el Congreso.
Es decir, si tienes dos: Ya tienes 3.

Además, está probado que darle mayoría a un Presidente Peruano, es como mandar a un bebe de un añito a defecar solo.
Embarrará todo. Y lo peor es que después nosotros tendremos que limpiar la cochinada.

La dos últimas veces que un Presidente peruano tuvo mayoría absoluta esto es lo que pasó:

Primer Gobierno de Alan García (1985-1990):
MAYORÍA ABSOLUTA EN EL CONGRESO
32 miembros de 60 en el Senado. 108 miembros de 180 en Diputados.
Resultado:
Un desastre económico.
La inflación en Perú llegó al 2,192 por ciento (más de dos mil por ciento) en el penúltimo año de su gobierno (1989), según informó el jefe del Instituto Nacional de Estadística e Informática (Inei) de ese entonces, Félix Murillo.

Para que se hagan una idea de lo inmensa que es una inflación de más de dos mil por ciento, les pongo la inflación MÁS ALTA DEL MUNDO en el 2015: 160% (ciento sesenta por ciento) en Venezuela. Una pichanguita al lado de la de Alan.
El PBI (el acumulado de la riqueza de todos los peruanos) ese mismo año fue de -13% (menos trece por ciento).

Segundo gobierno de Fujimori (1995-2000):
MAYORÍA ABSOLUTA EN EL CONGRESO
67 de 120 congresistas:
Resultado: 7mo lugar en el ranking de los ex líderes más corruptos del mundo.
600 millones de dólares del país, desaparecidos por la corrupción.
PBI de 1998 cerca de -1% (menos uno por ciento.)

Curiosamente, el mismo Alan García, que destruyó la economía del país cuando tuvo mayoría en el Congreso, cuando tuvo minoría gobernó mejor.

Segundo Gobierno de Alan Garcia:
MINORÍA EN EL CONGRESO
45 de 120 congresistas.
Resultado: El más alto crecimiento económico del país de los últimos años.
El PBI creció durante esos cinco años en 7,2%, en promedio.

Así, que sólo se trata de una cosa: Separación de poderes. Osea, no poner todos los huevos en la misma canasta. Y no mandar a los bebés a defecar solos.

Y es por eso que Keiko no debe ser Presidente.

chaveztoro

Seguidores